Cheesecake de calabaza en tacha

FAGE Total aporta gran sabor sin modificar el contenido energético de esta receta.

INGREDIENTES
INSTRUCCIONES
COMPÁRTELO:
INGREDIENTES

Para el cheesecake
980g de queso crema bajo en grasa, a temperatura ambiente
2 ¼ tazas de azúcar
½ taza de harina
1 taza de Yogurt FAGE® Total 0%
1 ½ cucharaditas de extracto de vainilla, a temperatura ambiente
5 huevos, a temperatura ambiente
Agua caliente, la necesaria

Más de 60'
Serves 4
INSTRUCCIONES
  1. Para el dulce de calabaza Coloca la calabaza, la canela y el agua en una olla y agrega el agua, pon a fuego alto hasta hervir, baja la temperatura y cocina por 15 minutos. Incorpora el piloncillo al agua, revuelve bien hasta disolver por completo. Continúa cocinando a fuego bajo hasta que el líquido reduzca, se forme un jarabe y la calabaza esté suave; aproximadamente por 20 minutos más. Retira del fuego, cuela la calabaza y colócala en tu licuadora. Procesa hasta formar un puré y deja enfriar.
  2. Para la base Precalienta tu horno a 180°C Forra el exterior de un molde circular desmontable de 18 cm con papel aluminio, para evitar que entre agua; barniza el interior con un cubito de mantequilla. Muele las galletas en tu procesador de alimentos, hasta obtener un polvo fino; incorpora la mantequilla y la sal y vuelve a procesar hasta integrar. Pasa la galleta a un tazón y refrigera por 15 minutos. Forma una capa con la mezcla de galletas dentro del molde, presionándola bien con ayuda de tus manos para compactar. Hornea por 10 minutos, retira del horno y deja enfriar por completo.
  3. Para el cheesecake Acrema el queso en el tazón de tu batidora a velocidad media usando el aditamento de pala. Combina en un tazón por separado el azúcar junto con el harina. Baja la velocidad de la batidora y agrega de manera alternada los polvos del tazón, el Yogurt FAGE® Total 0%, la vainilla y los huevos. Continúa batiendo hasta integrarlos por completo y obtener una mezcla homogénea. Vacía la preparación sobre la base de galleta horneada. Coloca el molde sobre una bandeja o refractario para horno y agrega agua caliente hasta cubrir la mitad del molde. Hornea el cheesecake a 170°C por 40 minutos o hasta que el centro esté firme. Apaga el horno y deja enfriar el cheesecake con la puerta ligeramente abierta por 1 hora. Retira el molde del horno y refrigera por al menos 2 horas. Desmolda el cheesecake con cuidado, pásalo a un plato extendido o base para pastel y cubre la superficie con el dulce de calabaza. Refrigera o sirve de inmediato. Disfruta.